El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

twitter facebook
 

La Asociación Standard Mejorado (ASM) comenzó su actividad por el Año 1976 con el objetivo de organizar carreras para un grupo de fanáticos de la velocidad, dentro el espectro del automovilismo zonal, y así evitar que los mismos desarrollen esta pasión por las calles de nuestra ciudad.

Desde un comienzo, la categoría considero como el auto adecuado para el desarrollo de sus actividades, a los populares (por aquellos años) Fiat 600, ya que a través de ellos, le aseguraba a los entusiastas del automovilismo la posibilidad de competir con bajos costos y un nivel de competitividad único, el cual será eternamente recordado por todos quienes alguna vez estuvieron en un circuito donde las “bolitas” entregaron su espectáculo. En poco tiempo aquel grupo inicial se trasformo en un nutrido parque automotor, conformado un verdadero espectáculo automovilístico, que gracias a la competitividad, se trasformo en un semillero de figuras para este deporte.

Los años fueron pasando, y el desarrollo de la categoría siguió funcionando a la perfección, cumpliendo por un lado con la premisa de formar nuevos pilotos y por otro la de ser siempre el “plato fuerte” de las reuniones zonales de automovilismo. Con logros institucionales y deportivos asegurados, tanto dirigentes, como los pilotos estaban ávidos de un nuevo desafío: La renovación del parque automotor.
Así, en los noventa se incorporo una divisional, compuesta por Fiat 147, la que rápidamente se trasformaría en un éxito, a tal punto, que la misma fue absorbida por Asociación de Turismo Carretera (ACTC) para ser el soporte de la categoría más importante, de nuestro país. En vista de estos hechos, se decidió el desarrollo y construcción de un nuevo modelo, en el cual se viera reflejada el alma deportiva de nuestros socios. La selección resulta sumamente sencilla, y el modelo elegido que llegarían en poco tiempo a “jubilar” definitivamente a los “600”, fue el Fiat UNO, vehículo que desde su nacimiento fuera relacionado con el carácter deportivo de la marca, pero que curiosamente no había sido puesto en la pista por ninguna otra categoría.
De esta forma se comenzó a escribir un nuevo capítulo de la ASM, en el que la tónica de la especialidad se mantuvo intacta. Para ellos se comenzó confeccionando un reglamento técnico que se ajustara a los momentos que vive nuestro país y a las necesidades de nuestros pilotos, a tal punto que los automóviles superan holgadamente la barrera de los 200 Km./h con un nivel de paridad asombrosa. Estos detalles fueron una vez más la fórmula mágica para que otra vez el éxito acompañe a nuestra categoría. Esta realidad permite que las carreras sigan siendo atrapantes, y el nutrido parque con el que cuenta la categoría supere los 35 autos en cada reunión, número que no es habitual en otras categorías zonales, y que en nuestro caso, se incrementa a pasos firmes y constantes.


LOS CAMPEONES: El del 2001 fue el primer campeonato oficial de la Asociación Standard Mejorado con el modelo Fiat Uno 1.6 y ese campeonato quedó en manos del experimentado piloto de Lanús Fernando Lobo. En 2002, ya con aires de crecimiento definitivamente muy fuertes, el Nº 1 se quedó en la Zona Sur del Gran Bs. As., en esta ocasión pasando a manos del piloto oriundo de Monte Grande Claudio Rama. Luego vendrían dos campeonatos consecutivos para Sergio Berra, el piloto Capitalino logró el campeonato del 2003 y luego se transformó en Bi-campeón en 2004.
Finalmente, en el último campeonato, el 2005, se consagró Gabriel Rodríguez que mantuvo el 1 en la Capital
Federal y por tercer año consecutivo en el equipo que dirige Diego López en Lanús. Rodríguez retuvo la corona en el 2006 dándole el tetra-campeonato a López como preparador. 2007 sería el año del campeonato de Nicolás Cortiñas, representante de Valentín Alsina y coronado 7 años antes en ASM pero cuando la divisional era Fiat 600. 2008 la corona se trasladaría a Don Torcuato con la obtención del torneo del “Mariachi” Silvio Pérez quien obtendría su primera corona personal tras el paso por otras categorías zonales.
En el 2009, el campeonato quedó en poder de Víctor Amato (Nota de ref: Sub-campeón de la Clase 2 del Turismo Nacional en los años 90´). Al año siguiente la “Copa Challenger” fue a parar a manos de Emiliano Moya, uno de los egresados de los Fiat 600 ASM y con más de 10 años de participación en la categoría. La lista de “champions” se completa, hasta el día de hoy, con el piloto de Lugano Alan Choury. Quien debutó en el automovilismo, y en la categoría, en el año 2006.
Algunos de pilotos que comenzaran en nuestra asociación, para luego brillarían en las “ligas mayores” del deporte motor fueron: Silvio Oltra, Alberto Quatrocchi, los hermanos Baldinelli, Carlos Boni, Víctor Silvente, Pablo Tarlón, Alejandro Losiggio, Marcos D´Agostino, Maximiliano Cáceres, entre otros. Y gracias a esto la categoría gana la fama de ser una buena escuela, para luego poder destacarse en otras categorías como: Turismo Internacional, Turismo Nacional, Turismo Carretera y hasta TC2000.

 
 
 

 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player


El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

© Copyright 2013 funoasm.com.ar |  Todos los derechos reservados. | Diseño y desarrollo: The Masterfly